Empresa canadiense, interesada en invertir en San Juan en energía solar y eólica

La desarrolladora canadiense de proyectos de generación de energía renovable Isla Power anunció que participará de la Ronda 2 del Programa RenovAr con iniciativas en tecnología eólica y solar de la provincia de San Juan, y ratificó su incursión en el nuevo régimen de mercado a término del sector.

Así lo planteó uno de los socios de Isla Power, el argentino Martin Pochtaruk, en ocasión de la presentación en sociedad de esta empresa que en Estados Unidos y Canadá tiene una inversión acumulada de 1.200 millones de dólares en instalaciones de generación de energías renovables desarrolladas, financiadas, construidas y conectadas a la red. Pochtaruk precisó, que en la Argentina la empresa lleva adelante dos proyectos generación de energía solar de 50 y 70 Mw y otro eólico de 75 mw, con un total de 195 Mw, con parte de los que participará de la subasta en curso del programa Renovar, cuya presentación de propuesta técnica y económica vence el 19 de octubre.

Pero más allá de las posibilidades que ofrece la Ronda 2, Pochtaruk explicó que el principal interés de la compañía en el país “es trabajar con las empresas y participar en su independización en el manejo y suministro de energía, como forma de mejorar costos y ser económicamente sustentables, en el marco del nuevo régimen del mercado a término presentado ayer por el gobierno nacional”.

Isla Power funciona mediante el financiamiento de fondos de inversión de private equity, fondosde pensiones de Canadá y Alemania, y opera a través de dos líneas de negocio. La primera de ellas es la oferta de energía mediante acuerdos PPA (power purchase agreement) entre sus plantas generadoras y los grandes usuarios, y la otra a través del sistema llave en mano, en el que la empresa brinda el desarrollo, la ingeniería, las compras y la construcción de todo lo necesario para que las empresas puedan autogenerar su propia energía.

El sistema de mercado a término de renovables podrá alcanzar al 25 por ciento de la demanda del país, es decir a aquellos grandes usuarios con un consumo superior a 300 Kv, y les ofrece la opción de acordar contratos a largo plazo (de 10 a 20 años) de obtener energía a menor precio. Esta participación permitirá a los grandes consumidores cumplir la Ley 27.191 que les obliga a incorporar un 8 por ciento de la energía consumida de fuentes renovables para el año 2018 hasta llegar, progresivamente, al 20 por ciento para 2025, conseguir un mayor rendimiento económico gracias al ahorro en el costo de energía y lograr un mejor rendimiento ambiental.

Como desarrollador, la empresa se ocupa de las fases de los proyectos de generación de energía renovable, desde la búsqueda de los terrenos, los permisos y la contratación de energía que se va a vender desde las fuentes, hasta la financiación, construcción y conexión delas plantas a la red de los países en los que está presente.

Fuente: www.diariodecuyo.com.ar

Advertisements

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *