Japón quiere importar energía renovable argentina en forma de hidrógeno

Japón invertiría en plantas eólicas y solares argentinas para luego importar parte de la energía generada en forma de hidrógeno. Una delegación de la Sociedad del Sistema de Energía de Hidrógeno de Japón, HESS, planea reunirse en marzo con la Asociación Argentina de Hidrógeno, AAH2. La idea es desarrollar “proyectos conjuntos” con vistas a que en 2018 se pueda tener algo en “firme”.

Japón, tercera economía mundial pero carente de combustibles fósiles, ve en el hidrógeno una alternativa después del cese de su programa nuclear tras la tragedia de Fukushima. El país busca además nuevos mercados para colocar sus productos después del triunfo de Donald Trump en EE.UU y su anunciada política proteccionista. En este nuevo contexto, el primer ministro nipón, Shinzo Abe, visitó hace dos semanas a su homólogo argentino, Mauricio Macri y, juntos materializaron una Declaración Conjunta con el objetivo de estrechar vínculos y generar mayores sinergias entre ambos estados.

“Venimos trabajando juntos desde el 2003. Esperamos que el año que viene podamos avanzar en proyectos y en el 2018 ya podamos tener algo firme. La idea es que se comience a producir hidrógeno en la Patagonia y que se generé una buena industrialización”, señaló Bolcich, quien también es el representante sudamericano en la Asociación Internacional de la Energía del Hidrógeno, IAHE. 

En esta misma línea Bolchich explicó que los precios que detenta actualmente tanto la energía eólica como la solar “inferior a los 60 dólares el Mwh de media resultado de las licitaciones del Programa RenovAr” redundan en un “abaratamiento” de la producción de hidrógeno. El experto señaló a su vez que Japón “ya tiene en pequeña escala una de las variantes tecnológicas para adecuar el hidrógeno, facilitar su manejo y transportarlo”.

Japón prevé que la Villa Olímpica de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, sea una “ciudad hidrógeno” donde la energía, consumida por las 17.000 personas que albergará, provenga íntegramente de pilas de combustible, suplidas por tuberías similares a las de gas convencional que generarán electricidad y agua caliente.

El uso del hidrógeno, aunque muy minoritario aún, se perfila como un posible sustituto al petróleo y es por ello que esta iniciativa japonesa, en línea con instalación que estrenó Toyota el pasado septiembre, no deja de estar incluido en una estrategia a nivel nacional de convertir al hidrógeno en la piedra angular de su sistema energético en un futuro.

Fuente: www.energynews.es

Advertisements

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *