Un panel solar que podemos llevar en el brazo

Los dispositivos wearables tienen un gran punto negativo: la necesidad de energía eléctrica. Ahora llega un panel solar que podemos llevar en el brazo, una idea con más sentido de lo que parece.

Ha sido desarrollado por científicos de la Universidad de Tokyo como parte de un nuevo dispositivo capaz de medir la temperatura de un paciente. Funciona incluso a través de la ropa, y es capaz de hacer saltar una alarma cuando la temperatura corporal llega a un punto demasiado alto.

Los paneles solares facilitan que el paciente pueda andar y salir al exterior sin miedo a una recaída repentina. También se espera que las próximas versiones puedan incluir más sensores aparte del termómetro, como medidores de tensión arterial o el pulso.

Uno de los grandes méritos de este dispositivo es la flexibilidad que tiene que permite adecuarse al grosor de cualquier brazo, y su ligereza hará que no parezca que lo estamos llevando. Para conseguir ambas características los investigadores no usaron silicio para los circuitos eléctricos, sino compuestos orgánicos basados en el carbono. Aunque no son tan eficientes, pueden doblarse y estirarse, lo ideal para este dispositivo, y son fáciles y baratos de fabricar.

Por el momento este es sólo un prototipo, pero con la llegada de más componentes flexibles como pantallas táctiles no sería de extrañar que en el futuro tuviésemos dispositivos que rodeasen nuestro brazo, sin necesidad de baterías.

2

Fuente: www.omicrono.com

Advertisements

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *