Uruguay: Los secretos de un país que está liderando una revolución energética

Los proyectos de infraestructura no convencional de energía renovable son sólo la punta del iceberg de la revolución de la matriz energética uruguaya

Históricamente, muchos países que dependen de la generación hidroeléctrica necesitan acudir a otras fuentes en época de sequía. Ese fue el caso de Uruguay, o al menos lo fue hasta hace poco. Todo cambió cuando, en 2008, el país aprobó una nueva política energética que obtuvo el apoyo de los principales partidos políticos. Desde entonces, Uruguay ha avanzado enormemente hacia la meta de convertirse en un país en el que el 50% de la energía global primaria utilizada es renovable.
Con este objetivo en mente, se están implementando una serie de regulaciones para modificar la matriz eléctrica y promover el uso de energía eficiente en el país. Éstas incluyen la promoción de generadores no convencionales de energía renovable, electricidad a partir de biomasa, eficiencia energética y la inclusión de energía solar en los proyectos de construcción de edificios.
Uruguay cuenta en la actualidad con un 43% de la energía proveniente de fuentes hidroeléctricas, un 36% geotérmica, mientras que el 21% restante proviene de fuentes de energías renovables varias y se encuentra en rápida expansión. Con 340MW instalado, la capacidad eólica está creciendo a gran velocidad: si bien hace pocos años era de tan sólo 40MW, se espera que en solo dos años más alcance los 1000MW.
Esta tendencia responde al conocimiento y a los trabajos de infraestructura que el país está desarrollando en la actualidad con apoyo financiero del BID.  También se están apoyando una serie de estudios, incluidos algunos relacionados con el potencial de las minicentrales hidroeléctricas, la eficiencia energética, la co-generación, así como también la modernización de la planta hidroeléctrica binacional Salto Grande.
Además de apoyar este enfoque integral en el apoyo de la revolución del sector energético del país, el BID también está financiando varios parques eólicos que suman una capacidad combinada de 200MW y considerando el apoyo financiero para proyectos fotovoltaicos y para una planta de regasificación.
Se espera que para 2017, dos tercios de la capacidad eléctrica instalada de Uruguay provenga de fuentes renovables y un tercio de fuentes renovables no convencionales. Esto no sólo beneficiará al usuario con precios más bajos, sino que también tendrá un impacto positivo sobre el medio ambiente.
Todos estos esfuerzos apuntan hacia la diversificación efectiva de la matriz eléctrica de Uruguay, una realidad que reducirá las emisiones de CO2 a la vez que se mitiga la vulnerabilidad del sector eléctrico del país a las condiciones hidrológicas y a los precios internacionales del crudo. Esto también se traducirá en mayor seguridad eléctrica para el país y en un superávit eléctrico que podría ser potencialmente vendido a países vecinos.
Uruguay tiene mucho que enseñar al resto de América Latina y del mundo en lo que a energía limpia se refiere.

 
Fuente: www.elecodesunchales.com.ar
 
Advertisements

Agricultores chilenos aprovechan energía solar

Los agricultores en Chile están aprovechando los beneficios del sol para mejorar sus cultivos. El Ministerio de Energía de Chile, el Ministerio de Energía, la Fundación para la Innovación Agraria (FIA), del Ministerio de Agricultura, están impulsando el Programa Nacional de Bombeo Fotovoltaico. Más de 2,2 millones de dólares se estan utilizando para la instalación de más de mil paneles solares para beneficiar a  pequeños agricultores, el proyecto llegaría a generar 255.500 watts de energía para la agricultura a lo largo del país.
Estos programas son estratégicos, ya que el país tiene pocos recursos naturales para la producción de energía eléctrica, y la incorporación de las energías renovables facilita el riego estable y sostenido a los agricultores.
La Fundación Chile también es otro buen ejemplo de aprovechamiento solar principalmente en la zona del Valle de Lluta y también proyectos piloto en el campamento minero de el Salvador en Atacama. La tecnología de desalinización a base de energía solar genera agua de calidad requerida para los procesos agrícolas con un bajo consumo energético. Mayor cantidad de agua y energía también significa mayor cantidad y variedad de cultivos para los agricultores.
Diversos proyectos están ayudando a la mejora de los procesos productivos de alimentos y además de ser una energía más barata crea una diferencia que realiza ganar competitividad en la calidad de la producción de Energía Limpia XXI.
Asimismo se están promoviendo estas técnicas ya se introducen en las escuelas agrícolas en Chile, como es el caso de la Escuela Agrícola de Duao, donde se desarrolló un proyecto con fines educativos. Esta casa de estudios en Maule se instaló tecnología solar que riega diez hectáreas de cebollas, permitiéndoles a los estudiantes conocer de primera mano los beneficios y las diferentes aplicaciones de la energía limpia.

 
Fuente: www.energialimpiaparatodos.com
 

Las energías renovables y el cambio climático: la lucha para emitir menos dióxido de carbono

Hasta el momento, el 2014 ha sido el año más caluroso de que se tiene noticia. Este aumento de la temperatura tendrá consecuencias negativas para el Paraguay, según un reciente documento de la CEPAL. En rigor, tendrá consecuencias negativas para el resto del mundo, porque se trata de un problema global.

El cambio climático existe, y en esto están de acuerdo instituciones de orientación muy distintas. La CIA y el Pentágono están preocupados por las consecuencias políticas del fenómeno. También han manifestado su inquietud el Banco Mundial y la Agencia Internacional de Energía (AIE). Esta última fue creada después de la guerra árabe israelí de 1973, por Estados Unidos y otros países desarrollados, para garantizar su provisión de petróleo.
Las Naciones Unidas, a través de su dependencia llamada Panel Internacional sobre el Cambio Climático, ha advertido sobre las consecuencias negativas del cambio y la necesidad de lograr un acuerdo internacional para encararlo. En el ámbito científico, han exhortado a tomar medidas comunes instituciones de gran prestigio, como la Real Socie- dad (Inglaterra), la Academia Nacional (USA) y Asociación Americana para el Progreso de la Ciencia (USA).

DOS OPCIONES
¿Qué hacer? Existen dos actitudes: adaptarse al hecho o enfrentarlo. En la primera están varias empresas multinacionales, como las de seguros, que venden pólizas contra los acci- dentes naturales, cada vez más fuertes y frecuentes. Hay petroleras interesadas en explotar los yacimientos a los que podrán acceder a causa del deshielo. Ciertos territorios hoy muy fríos (como Siberia), se volverán aptos para la agricultura a causa del mayor calor, y atraerán al agronegocio. Como contrapartida, quedarán bajo agua muchas regiones (Bangladesh, Caribe).
La otra actitud es la de impedir que la temperatura del planeta aumente a más de dos grados, lo cual requiere tomar una serie de medidas a nivel internacional. Para negociar el asunto, se reúne en Lima la COP 20 (Conference of the Parties), encuentro sobre el cambio climático. El propósito es echar las bases para que el año que viene, en París, se pueda llegar a un acuerdo internacional vinculante.
Una de las medidas que deben adoptarse es reducir el uso de combustibles fósiles (carbón, petróleo, gas), que de momento son imprescindibles. Sin embargo, existen fuentes de energía más limpias, como la solar y la eólica. El 25 por ciento de la energía de Alemania proviene de la energía solar, que cada vez está más barata, pero cuya difusión choca contra los intereses de las empresas de combustibles fósiles. Esta es una cuestión abordada por el último libro de Naomi Klein, Esto cambia todo (This Changes Everything). Según la autora, todavía hay tiempo para impedir una catástrofe mundial, pero el tiempo corre y no se lo puede desperdiciar.

Fuente: www.evwind.com

Energías renovables en Centroamérica: La energía solar y eólica dan sus primeros pasos

Eólica en Centroamérica: parques de energías renovables en Nicaragua, Costa Rica, Honduras, Panamá y Guatemala. Acciona acaba de inaugurar un parque eólico con 33 aerogeneradores en Costa Rico, el último de los inaralados en Centroamérica.

Vamos a recorrer cada uno de los países y ver en qué anda cada uno. Vemos realmente que hay un interés muy marcado en el desarrollo de las energías alternativas.

PANAMA
Es  el país con la economía más fuerte de Centroamérica, con crecimiento superior al 8%, esta invirtiendo en un megaproyecto eólico de 215MW y más de 430 millones de dólares como es el Parque Eólico Penomé que podría ser el más grande en toda la región.
Costa Rica, el país con mayor tradición renovable de Centroamérica,  inauguró un parque eólico de 100 millones de dólares esta semana en Tilarán (Guanacaste) el parque eólico Chiripa, de 49,5 MW de potencia, propiedad de un consorcio integrado por ACCIONA Energía (65%) y el grupo local Eco energía (35%).

HONDURAS
Está invirtiendo en nuevo parque eólico en Choluteca de 50MW y una inversión de 140 millones de dólares ejecutado por la empresa Vientos de Electrotecnias S.A (VESA) destaca un reporte de Energía Limpia XXI. Entre 2006 y 2013 Honduras invirtió más de US$815 millones en el desarrollo de proyectos renovables. Este año se aprobó una nueva ley para promover la participación privada en rubro de la energía eléctrica.

GUATEMALA
Está desarrollando tres parques eólicos y tiene un gran potencial para este sector considerando que Guatemala es el principal exportador de energía en Centroamérica. El Ministerio de Energia de Guatemala ha identificado 10 áreas con  probable potencial eólico: San Juan Alotenango (Sacatepéquez),   Villa Canales (Guatemala), Estanzuela (Zacapa) y  El Rodeo  (San Marcos).Santa Catarina Ixtahuacán (Sololá),  Mataquescuintla, (Jalapa),  Nentón (Huehuetenango) y Jutiapa.

EL SALVADOR
El Plan Maestro Eólico ha identificado  12 áreas con sitios idóneos para el desarrollo de la energía movida con la fuerza de los vientos. Para la selección del área con potencial eólico se considera aceptable la zona donde el viento alcanza los 700 W/m2 a 50 metros sobre el nivel del suelo.

NICARAGUA
Existen 5 parques eólicos y es considerado uno de los  mejores para el desarrollo de este tipo de energía. A partir de 2007 el país comenzó a invertir en energía renovable y a facilitar un marco jurídico atractivo para el desarrollo de este sector. El Consorcio Eólico Amayo inició ésta revolución verde en el municipio de Rivas con la apertura del proyecto Amayo I de 40MW y posteriormente Amayo II con 23MW. Tras el éxito de estos dos proyectos pioneros vendrían más granjas eólicas como el proyecto Eolo de Nicaragua (60MW), Blue Power (39.6 MW) y hace tan sólo unos meses la planta ALBA VIENTOS (39.6MW).

 
Fuente: www.evwind.com
 

Julio Cobos promueve el uso de energía renovable, el ahorro y protección del ambiente

El jueves 20 de noviembre, el diputado radical Julio Cobos (UCR) presentó un proyecto de generación de energías renovables y de ahorro energético destinado a familias. El proyecto se basa en experiencias exitosas ya desarrolladas en países europeos.

Al respecto, el ex gobernador mendocino señaló que “La idea principal es que cada familia se convierta en generador de energía, permitiendo ubicar en el sistema la energía que no consume. Además, esto tendrá beneficios como reducir las emisiones de CO2 que producen el efecto invernadero; ahorrar divisas en importación de hidrocarburos, desarrollar una industria nacional de energías renovables a baja escala y ayudará a desarrollar la conciencia ciudadana sobre la necesidad de proteger el ambiente”.
Julio Cobos expresó que “El déficit energético condiciona la economía Argentina y la necesidad de divisas para enfrentarlo llevó al gobierno a adoptar medidas como la restricción de importaciones, el cepo al dólar, impuesto a los autos, aumento de los subsidios energéticos, entre otras. De hecho, para este año se espera una balanza energética negativa cercana a los 7.000 USD millones, monto similar al saldo de la Balanza Comercial total del país”. 
Además el ex vicepresidente agregó que “A estos problemas de la macro se suman el aumento de demanda de energía y la evidente falta de inversión en la materia. Este proyecto busca dar alternativas que beneficien directamente a los pequeños usuarios y promueve el uso de energías renovables. Proponemos que cada familia se transforme en un pequeño generador de energía renovable (solar y eólica) con lo cual podrá responder a su demanda y si genera más de lo que consume, lo incorpora al sistema, ayudando a los vecinos”.

 
Fuente: www.palermoonline.com.ar
 
Seguinos en Facebook
Seguinos en Twitter
Seguime en Google+

Alumnos del Politécnico Superior “Gral. San Martín” de Rosario ganaron concurso de energía solar del CONICET

El proyecto ganador fue un clasificador de tapas plásticas automatizado y alimentado con energía solar, creado íntegramente por alumnos de 5º año.

El martes 25 de noviembre en el Instituto de Física Rosario (IFIR CONICET-UNR), se desarrolló un acto de premiación del certamen de energía solar “Concursol” del CONICET Rosario, y el equipo del Instituto Politécnico Superior “Gral. San Martín” que desarrolló el “Clasificador automatizado de tapas plásticas alimentado con energía solar” recibió el primer premio.

El grupo ganador construyó un dispositivo que tiene como objetivo separar residuos para poder aprovechar los materiales en procesos de reciclaje, mediante un sistema que fue íntegramente desarrollado por los alumnos Oliver Caplan, Agustín Maldonado, Lucio Maldonado y Martín Sánchez, con la guía de los tutores Oscar Molinari y Luciano Zinni. El premio consistió en una tablet para cada alumno y un premio para la escuela por un valor de $2.500.
El segundo lugar fue para la Escuela de Enseñanza Media Orientada Nº205 Nicasio Oroño, de Villa Constitución, que fabricó “La fuerza del sol”, una cocina solar con la que preparan tortas y pizzas.
Durante el acto, donde se entregaron certificados y libros a todos los participantes, el jurado también distinguió con una Mención Especial al grupo que desarrolló un juego, denominado “Cerebro mágico solar”, por el “Aprovechamiento fotoquímico”, de la Escuela de Educación Secundaria Orientada Nº 381 María F. de Carbonell.

 
Fuente: www.info341.com.ar

La Argentina quedó afuera de un ranking de energías renovables

Brilla por su ausencia entre las 40 naciones evaluadas. Sorpresivamente, el país no figura entre los 40 con mayor atractivo para la generación energética por vías limpias a nivel mundial, según el “Renewable Energy Country Attractiveness Index” que elabora Ernst & Young. Estados Unidos, China y Alemania lideran el listado.

A la hora de reseñar los países con mayor potencial para la producción de energías amigables con el medio ambiente, parece ineludible pensar en la Argentina, cuyo territorio dispone de una amplia gama de recursos naturales en cantidad y calidad. Pero eso no es lo que cree la consultora internacional Ernst & Young (E&Y), que en su última edición del ranking anual “Renewable Energy Country Attractiveness Index” (RECAI) dejó al país fuera del listado.
Según el relevamiento, que mide el atractivo sectorial a lo largo y ancho del planeta, el mercado argentino está muy lejos de ser considerado uno de los más interesantes para la generación energética eólica, solar, hidroeléctrica y geotérmica, entre otras vías limpias.
Consultado al respecto, Enrique Grotz, partner del área Energy & Chemical and Utilities de la consultora, se comunicó directamente con el personal de E&Y Global Power and Utilities Center, encargado de elaborar el informe, y nos transmitió su tajante respuesta.
“El índice toma en consideración una gran cantidad de naciones, pero se publican sólo las primeras 40. Actualmente la Argentina no figura entre ellas y es por eso que no aparece en la publicación”, explicó el directivo a Revista Petroquímica, Petróleo, Gas, Química & Energía.
El ranking se encuentra liderado por Estados Unidos –que recibió un puntaje total de 75,2 unidades–, China (74,7) y Alemania (67). Le siguen Japón (64,8), Canadá (60,4), Reino Unido (60,3), India (59,5), Francia (58,2), Australia (58,1) y Brasil (55,6), que es la nación latinoamericana mejor calificada.
Fuera del top-10 se posicionan Corea del Sur (con 55,1 puntos), Italia (53,7), Chile (53), Bélgica (51,8), Holanda (51,7), Dinamarca (51,6), Sudáfrica (51,5), Portugal (51,3), España (50,7), Turquía (50,6), Tailandia (50,5), Suecia (50,2), Taiwán (50), Austria (49,1), México (47,5), Perú (47,5), Polonia (46,2), Israel (46,1), Marruecos (45,9) y Noruega (45,4), en ese orden.
En las últimas ubicaciones del RECAI 2014 se encuentran Rumania (45), Irlanda (44,8), Grecia (44,7), Arabia Saudita (44), Filipinas (44), Finlandia (43,6), Kenia (43,4), Ucrania (41,6), Indonesia (40,3) y Rusia (40).

DE MAL EN PEOR
La Argentina, que ya había quedado afuera del RECAI 2013, venía de ubicarse 34⁰ en la edición 2012, la última en la que fue tomada en cuenta. Por entonces, acumuló un promedio final de 34 unidades y se colocó por encima de Israel (33), Chile (32), Hungría (31) y República Checa (30).
Debido a la falta de estímulos para los inversores y a la carencia de una normativa clara y formalmente reglamentada, el país sólo cosechó 35 puntos en el segmento eólico (40 en el plano on shore y 22 en el off shore) y 31 en el sector solar (36 en términos de energía solar-fotovoltaica y 17 en energía solar concentrada). Adicionalmente, acaparó 31 y 27 unidades en la generación por biomasa u otras fuentes y en generación geotérmica, respectivamente, mientras que apenas sumó 34 en infraestructura.
El único avance resaltado en el relevamiento se relacionó con el aprovechamiento de los rayos solares en el oeste de San Juan, provincia destacada por E&Y sobre la base de su “activo rol en la búsqueda de capitales internacionales”.
A decir de María Marta Nicolini, ex gerente del área de Sustentabilidad y Cambio Climático de E&Y Argentina, existen razones normativas para entender el bajo atractivo nacional en el ámbito de las energías renovables. “El ambiente regulatorio es demasiado amplio y diverso, con la contrariedad adicional de que no resulta homogéneo en la totalidad del territorio argentino”, advirtió.

SE PUEDE MEJORAR
El hecho de que las energías renovables seguirán incrementando –en líneas generales– su participación dentro de la matriz energética global no da lugar a demasiadas dudas. Los decrecientes costos de inversión y los mínimos gastos de explotación, sumados a las mayores exigencias de sostenibilidad en todo el mundo, garantizan el éxito del negocio a largo plazo. Así lo asegura el británico Ben Warren, editor en jefe del RECAI 2014.
“No obstante, esto no otorga al sector el derecho divino de atraer capitales en lo inmediato ni absuelve a los políticos de la responsabilidad de establecer un marco estable y transparente para promover su desarrollo”, puntualiza.
Según sus palabras, para cosechar beneficios en el corto y mediano plazo la competitividad de los costos seguirá siendo un tema clave. “Todavía hay un enorme margen para mejorar, en momentos en los cuales los fondos de capital (que van desde los mercados públicos hasta los inversores institucionales y desde las corporaciones principales hasta los consumidores individuales) buscan oportunidades atractivas para renacer de las cenizas de la recesión económica”, señala.
A su criterio, el sector de las energías renovables debería facilitarles su ingreso con mejores incentivos y más suculentas recompensas. “El empleo de instrumentos de mitigación del riesgo, como el seguro de riesgo político, también podría ayudar a abrir las puertas del segmento, sobre todo en los mercados emergentes”, manifiesta.
No puede omitirse, acota, el peligro de implementar herramientas políticas irreflexivas o embotadas frente al complejo desafío de crear una industria sostenible en el tiempo.En ese sentido, quienes toman las decisiones deberán tener cuidado al desplegar las medidas que consideren oportunas para fomentar inversiones que respondan a objetivos de largo plazo”, completa. 

 
Fuente: www.enerblog.org
 

Las carreteras que recargan a los vehículos un sueño que puede hacerse realidad

A través de la tecnología de inducción magnética es posible construir carreteras que recargan coches eléctricos mientras éstos circulan sobre ellas.

Uno de los problemas que tienen los vehículos eléctricos en este momento es la falta de puntos de carga en las ciudades y en general en cualquier tipo de vía de circulación.
Pero calma, hay investigadores empeñados en echar abajo este argumento. En concreto el sistema ideado por un equipo de la Universidad del Estado de Carolina del Norte, en Estados Unidos, proporcionaría a este tipo de vehículos una forma de carga inalámbrica que los convertiría prácticamente en independientes, pues recibirían la electricidad de las propias carreteras.
La visión de unas carreteras que recargan coches eléctricos, que estos investigadores han hecho técnicamente posible, no es precisamente nueva. En Corea del Sur este mismo año se han puesto en marcha dos autobuses eléctricos que realizan una ruta de 24 kilómetros a lo largo de los cuales van recargando su batería, sin que sea necesario que se detengan a cargar energía. El origen de la energía está en unos cables instalados bajo la superficie de las calles del recorrido.
Al igual que los investigadores de la Universidad del Estado de Carolina del Norte, el sistema coreano se sirve del campo magnético para transmitir la energía al vehículo. La idea de propulsar a los coches a través de las carreteras es tan antigua que en la exposición Futurama, celebrada en Nueva York el año 1939, el diseñador Normal Bel Geddes planteó vías que aportaban energía a los vehículos eléctricos que circulaban sobre ellas.
Han tenido que pasar muchas décadas hasta que se han desarrollado sistemas fiables, aunque su implantación comercial aún esté lejos. La problemática de los coches eléctricos está ligada a su autonomía. Para favorecer su autonomía se han inventado sistemas de carga inalámbrica, más cómodos, mientras que también se ha investigado para aumentar la duración de la batería.
Con la presente investigación, un vehículo eléctrico podría incrementar su autonomía de los 100 kilómetros a los 500 kilómetros. Ello sin que hubiera que rehacer las carreteras enteras, pues sería posible colocando bobinas de carga en el 10 por ciento de las vías. Su sistema tiene la particularidad de utilizar componentes electrónicos poco costosos para propiciar una carga inalámbrica a través de inducción magnética.
Los cargadores, situados bajo el asfalto, se conectan con una bobina que produce un campo magnético. Cuando un vehículo que cuenta con su propia bobina se coloca encima, los sistemas que proporcionan energía se activan y ésta se envía a través del campo magnético. Sin embargo, si no hay coches o no tienen receptor, la bovina genera un campo magnético débil, con lo que evita el derroche de energía.

 
Fuente: www.blogthinkbig.com
 

Escuelas rurales del Impenetrable Chaqueño contarán con energía solar

El gobierno chaqueño implementará un programa para dotar de energía solar a 1.300 familias y escuelas rurales en la zona de El Impenetrable en el marco del Proyecto de Energías Renovables en Mercados Rurales (PEMER), que financia el gobierno nacional.
Este plan ya llevó energia elécrica a 3.600 familias y 208 escuelas rurales con financiamiento conjunto del Banco Mundial, mientras que en esta segunda etapa se prevé una inversión de 10 millones de dólares, informaron fuentes del gobierno chaqueño.  

El equipamiento para la generación de energía solar por sistema fotovoltaico está dirigida a viviendas, escuelas rurales y también está previsto para productores agrarios del norte provincial.
El acceso al servicio se traduce en mejor calidad de vida de habitantes de zonas rurales inhóspitas del Chaco a las que se llegará con obras de esta segunda etapa de un proyecto que ha permitido también a productores rurales tener acceso a la energía eléctrica.
El PERMER es financiado por el gobierno nacional a través de la Secretaría de Energía de la Nación y tiene como objetivo el abastecimiento de electricidad a quienes viven en áreas rurales.
“Es un proyecto de alto contenido social, cuyos objetivos son atender al mejoramiento de la calidad de vida de las comunidades rurales dispersas, contribuyendo a mejorar la calidad de vida”, afirmó el ministro de Infraestructura del Chaco, Marcos Verbeek.
El trabajo consiste en la implementación de mini centrales hidroeléctricas y la instalación de sistemas fotovoltaicos o eólicos individuales los cuales “darán al poblador rural además del servicio eléctrico, la posibilidad de desarrollar pequeños emprendimientos productivos”. 

Fuente: www.telam.com.ar

En Brasil proyectan instalar 1 Gigawatt de energía solar fotovoltaica

SunEdison, líder global en la fabricación de tecnología solar y la provisión de servicios de energía solar, y Renova Energia S.A., la empresa de energías renovables más grande de Brasil, anunciaron la formación de una empresa conjunta exclusiva para desarrollar, poseer y operar 1 gigavatio de energía solar fotovoltaica de servicios para abastecer al mercado eléctrico regulado de Brasil. Renova y SunEdison poseen, cada una, un 50 por ciento de participación en la empresa conjunta. Los planes de la empresa conjunta implican la construcción y la operación de cuatro plantas solares para servicio público en el estado de Bahía, Brasil, para 2017.

La empresa conjunta instalará 106,9 megawatts de energía solar para 2017 como parte de los contratos adjudicados por la Cámara Comercializadora de Energía Eléctrica (CCEE). Los contratos fueron adjudicados en la Subasta de Provisiones de Reserva 2014 (2014 LER), la primera subasta de energía renovable de Brasil en especificar la necesidad de capacidad de planta de energía eléctrica.
SunEdison suministrará módulos solares y rastreadores para los proyectos, para su ensamblado en Brasil, y la construcción de la planta solar será financiada por el Banco de Desarrollo de Brasil (BNDES). Este acuerdo de provisión garantiza el acceso a la tecnología de nivel mundial de SunEdison a un precio competitivo mientras se mitigan los riesgos de tasa de cambio y de suministro.
SunEdison y Renova brindan todo su apoyo al desarrollo de la energía solar en Brasil, país que ha adoptado las fuentes de energía renovable de manera total. Hace poco Brasil aprobó un marco regulatorio integral para la energía solar y está realizando importantes esfuerzos para incorporar la energía solar como parte definitiva del suministro de energía del país.

En la imagen, la central solar Usina Cidade Azul de la empresa Tractebel, la mayor central solar hasta la fecha en Brasil

“La empresa conjunta de Renova con SunEdison nos posiciona como la mejor entidad para atender las necesidades del mercado de la energía renovable de Brasil”, afirmó Mathias Becker, presidente de Renova. “Esta oportunidad de ingresar al mercado de la energía solar ha estado en preparación durante dos años, y nos entusiasma ver el enorme apoyo de las autoridades estaduales y locales de Brasil en el desarrollo de esta y otras oportunidades de energía solar a escala de servicio público”.
“Sentimos orgullo de habernos asociado con Renova, la compañía de energía renovable más innovadora y respetada de Brasil”, afirmó José Pérez, presidente de SunEdison para Europa, Oriente Medio y África y Latinoamérica. “La alineación de los mejores socios, financistas y productos en una empresa conjunta como esta asegura energía limpia y competitiva para el servicio público local. Este acuerdo refuerza nuestra posición de liderazgo en Latinoamérica”.
Renova es la mayor empresa de generación de energía renovable de Brasil por su capacidad instalada. Se especializa en la generación de energía eólica, energía solar y plantas hidroeléctricas pequeñas. Se dedica al desarrollo, la construcción y la operación de energía eléctrica de fuentes renovables. 
SunEdison es líder global en la transformación de cómo se genera, distribuye y posee la energía. SunEdison fabrica energía solar y desarrolla, financia, instala y opera plantas de energía solar distribuidas, lo que ofrece electricidad y servicios con precios predecibles a sus clientes residenciales, comerciales, gubernamentales y de servicios públicos. SunEdison también ofrece servicios de gestión de activos, monitoreo e información 24/7 para cientos de sistemas solares de todo el mundo mediante el Centro de Operaciones Renovables (ROC). SunEdison tiene oficinas en América del Norte, Europa, Latinoamérica, África y Asia. Las acciones ordinarias de SunEdison cotizan en la Bolsa de Nueva York con el símbolo “SUNE”.

 
Fuente: www.evwind.com