Revolución energética silenciosa en Japón, docenas de ciudades se desconectan de la red

Hay ocasiones en las que la destrucción abre las puertas a nuevas vías de creación y progreso. Un ejemplo se consolida en Japón donde, tras el terremoto de 8,9 grados y el tsunami que sacudieron el noreste del país, este no solo reflota, sino que avanza sin prisa pero sin pausa hacia una auténtica revolución: la de la soberanía energética de cada vez más ciudades, que no se resignan a quedar a merced de la suerte si la catástrofe golpease de nuevo como lo hizo aquel 11 de marzo de 2011.

Advertisements

Panasonic quiere poner paneles solares en los techos de los autos

El fabricante de productos electrónicos con sede en Osaka comenzó a producir una formación de celdas fotovoltaicas de 180 watts que se puede fijar al techo de un automóvil. En febrero, Panasonic anunció que su módulo fotovoltaico se utilizará en el techo de la versión híbrida eléctrica más nueva del Prius de Toyota Motor Corp.

El futuro flotante de la energía solar

El desarrollo de la energía solar no tiene freno, y su futuro, pese a depender en gran medida de la política energética de cada país, brilla con fuerza. No en vano la propia Agencia Internacional de la Energía (IEA, por sus siglas en inglés) afirmó que el sol podría convertirse en la principal fuente de energía a mediados de siglo, aunque advirtió de que para alcanzar este horizonte sería necesario adoptar políticas “claras, creíbles y consistentes”.

Japón quiere importar energía renovable argentina en forma de hidrógeno

Japón invertiría en plantas eólicas y solares argentinas para luego importar parte de la energía generada en forma de hidrógeno. Una delegación de la Sociedad del Sistema de Energía de Hidrógeno de Japón, HESS, planea reunirse en marzo con la Asociación Argentina de Hidrógeno, AAH2. La idea es desarrollar “proyectos conjuntos” con vistas a que en 2018 se pueda tener algo en “firme”.